27th

Escapada a Zaragoza en 10 pasos imprescindibles


1 Comment

El puente de diciembre está a la vuelta de la esquina y hay ganas de desconectar antes de que llegue el atracón navideño. Si aún no tienes destino,  Zaragoza es una grandísima elección. No es el Puente del Pilar, las fiestas grandes de la ciudad, pero seguro que te garantizas un poco más de tranquilidad y disfrutar al 100% de lo mucho que tiene que ofrecer la capital Maña. Te presentamos la guía de viaje para una escapada zaragozana en 10 pasos fundamentales.

Zaragoza monumental: La emblemática Plaza del Pilar, presidida por la basílica del mismo nombre es una parada obligada. No ver de cerca sus cuatro torres barrocas junto al Río Ebro que despuntan el templo de Virgen del Pilar es prácticamente pecado. Al lado, la Lonja, el edificio renacentista no religioso más notable de Aragón que acoge exposiciones temporales. La catedral de San SalvadorLa Seo recuerdan la grandeza de la época Mudejar con su gótico inmortal y Patrimonio Mundial. Y por citar solo a uno más de los muchos monumentos de la ciudad, el Palacio de la Aljafería, emblema de la arquitectura hispano-musulmana del siglo XI con una ornamentación de las que quitan el hipo.

Zaragoza Eye. Si la capital británica presume de London Eye, Zaragoza no se queda corta con su particular y espectacular noria panorámica desde la que contemplar las mejores vistas de la ciudad por 5 euros. Instalada en el pasado Puente del Pilar, la  noria ‘Princess’ permanecerá en la ciudad hasta el 12 de enero y se verá acompañada durante Navidad de puestos de productores artesanales en el tramo que va desde el Puente de Piedra hasta el Puente de Santiago.

-Expo 2008. Acoger la exposición universal situó a Zaragoza en el mapa mundial y la convirtió en la gran ciudad que es ahora. Por eso si no pudiste venir en su día al evento dedicado al agua, no puedes dejar de dar un paseo cruzando el puente de la Almozara y admirar sus instalaciones: El impresionante Pabellón Puente,  Acuario Fluvial, el Palacio de Congresos de Aragón, la Torre del Agua o El Alma del Ebro la escultura urbana que el artista Jaume Plensa, el recién concedido Premio Velázquez,  realizó para la feria universal en 2008 y que aún sigue llamando la atención del viajero.

Tras la pista de Goya: Uno de los aragoneses más ilustres, Francisco de Goya, cuenta con un rincón propio en Museo Ibercaja Camón Aznar que cuenta con una sala con cuatro series de grabados del pintor: Los caprichos, Los desastres de la guerra, La tauromaquia y Los disparates.

La Magdalena: Este céntrico barrio conocido popularmente como La Madalena es el más alternativo e intercultural de la ciudad. Teterías árabes, bares con música reggae, ambiente aragonesista o centros sociales con una intensa programación cultural y musical se dan cita en sus calles.  Sus tiendas, bares y locales se extienden entre el Coso Bajo y la calle de San Vicente de Paúl y acoge a la Iglesia de Santa María Magdalena, una de las cumbres del mudéjar zaragozano.

De compras: La principal calle comercial, el Paseo de la Independencia está llena de tiendas y grandes almacenes en los que pasar horas, mientras que los puestos artesanales del Paseo de Echegaray y Caballero se convierten en una opción más alternativa.

Dónde comer: Después de cargar energías en el desayuno en el Gran Café o la churreria La Fama, lo mejor para seguir saboreando la ciudad es perderse el El Tubo. En esta zona situada en la parte sur de la Plaza del Pilar, Bodegas Almau, La Cueva de Aragón, La Miguería, La Republicana, Doña CastaVinos Nicolás y otras muchas tabernas te abrirán el apetito con sus tapas champiñones, migas o ternasco a precios populares. Una opción más chic es Le Pastis, situado junto al Puente de Hierro,  tiene unas vistas privilegiadas y de cuento al río. Si hace sol y frío no aprieta, lánzate a su terraza y disfruta de su buena música, cócteles y platos de cocina de autor. O La Matilde, comida casera de categoría y servicio impecable.

Dónde salir: El Plata, el cabaret ibérico ideado por el cineasta tristemente desaparecido Bigas Luna, será la parada más disparatada y divertida que podrás encontrar en la ciudad.  Otra alternativa nocturna, un concierto en La lata de bombillas, la sala más underground de la ciudad. Para más tarde, el Bar Bacharach, bar indie perfecto para terminar la noche copa en mano y dándolo todo en la pista de baile,  al igual que en La Casa Magnética, uno de esos garitos inclasificables de los que ya quedan pocos.

Cómo llegar: El AVE. Si vives en Madrid o Barcelona o bien tienes previsto usar alguna de las dos ciudades como escala en tu viaje, el AVE es la mejor forma de llegar a la ciudad. La oferta aérea también es destacable, con conexiones de Volotea, Air Europa, Iberia o Ryanair.

Dónde dormir: Aunque la oferta hotelera de la ciudad es muy amplia, los hoteles Silken Zentro y Silken Reino de Aragón son dos alternativas inmejorables a la par que céntricas para recorrer la ciudad de un vistazo y sentirse casi como en casa.  Ambos alojamientos están disponibles para su reserva en Hotelopia.

Miércoles 27 Noviembre 2013 11:02 | Published by | Categoriy: Cosas interesantes,General Turismo,Nuestras guías de viaje

One Response

  1. Gran artículo. Zaragoza es pura cultura y nos has hablado de sus tres imprescindibles monumentos que visitar si se va por ahí.
    Un saludo y gracias por el artículo


    Viajero3000



Leave a Reply

 

    Publicidad

    Archivos